¿Cómo llenar un calendario de Adviento?

Te doy ideas para rellenar el calendario de Adviento para los niños

Está genial decidirnos por tener un calendario de Adviento e ir restando días hasta la esperada fecha de la Navidad, pero es cierto que hay días que se agota la imaginación y vamos agobiados a última hora sin saber qué poner para el día siguiente.

Como en casi todo, la planificación es la clave y dejar de lado la procrastinación (genial palabra). Pero esto, ¿cómo lo conseguimos?

Después del 1 el 2, jjj. La idea es fácil, lo haremos organizando lo que vamos a poner de antemano para tenerlo todo controlado desde el principio y evitar sorpresas y disgustos.

Como yo pasé por ahí el año pasado y reconozco que algún día se nos hizo un poco cuesta arriba dar con la sorpresa para el día siguiente, he pensado dejaros algunas ideas para colocar dentro de cada casita.

En mi caso teníamos un comodín muy fácil y es que nos encanta el chocolate, no es lo más «sano» pero podría ser peor ;), así que algunos días la solución fue un cuadradito de chocolate, sin más (fue la salida para los días de despiste nuestro). Así de simple y así de efectivo, duraba un santiamén, eso sí.

Los post-it también se convirtieron en buenos aliados. Como el peque aún no sabía leer, los dibujos fueron la vía de comunicación y por medio de garabatos planteamos:

  • tardes de parque,
  • sesión de cine,
  • tarde de manualidades,
  • paseos chulos por el bosque,
  • quedar con amigos,
  • cenar su comida favorita…

Me podrías decir, ya pero eso lo hacemos continuamente, ¿no? Puede ser, pero todo depende también de la magia con que lo envuelvas y por ejemplo, buscar un parque al que no hayáis ido nunca y que sea chulo, o que le guste mucho  y haga tiempo que no vais, una visita a una exposición que pueda ser interesante, preparar los adornos de Navidad y decorar la casa… Hay que estirar la imaginación y salir un pelín de la zona de confort.

Hubo regalitos materiales, claro, no todo son experiencias y cosas «etéreas». Como a mí me chifla la papelería y pintar en casa nos gusta bastante, un surtido de gomas, sacapuntas y pinturitas pequeñas también fue un acierto.

Y sí, algún muñequito de los pequeñitos de menos de 1€ también cayó, cabe genial en la casita y son muy guays, para qué engañarnos, pero intentamos que no fuera la mayoría de sorpresas, si no, bajar luego el nivel de obsequios ¡iba a costar una vida! Pensemos que viene la Navidad que ya suele estar bastante cargada de regalos. En total, podrías no gastar un euro en las sorpresas, pero creo que sin pasar de 5€ ya puedes tener un montón de opciones.

Y creo que no me dejo nada, pero puesto que hay tantas ideas como personas, ¿cuéntame, qué meterías tú en las casitas?

PD.- Si quieres tener tu calendario de Adviento, no te lo pienses mucho, que el día 14 de noviembre cierro el plazo para poder pedirlo y que llegue a tiempo a tu casa.

Deja una respuesta